OCTAVO EDICIÓN DEL SIMPOSIO INTERNACIONAL  DE PRODUCCIÓN MÁS LIMPIA PANAMÁ

Albis A. Calderón S.

Imagen

Con ochos años consecutivos el Sindicato de Industriales de Panamá, presidido por la Licda. Aida Michelle Ureña de Maduro, en compañía del administrador general de la Autoridad Nacional del Ambiente ANAM, Silvano Vergara, cuerpo diplomático y autoridades gubernamentales, dieren inicio con la inauguración de tan importante evento.

El evento realizado en el salón Vasco Nuñez de Balboa del Hotel el Panamá, los días 24y 25 de abril, bajo el lema  “La Respuesta de la Industria al Reto Ambiental”; ofreció a los participantes la oportunidad de actualizarse sobre las prácticas que pueden impactar de manera positiva en la eficiencia, en los colaboradores y en el mismo entorno en los temas de producción más limpia en el país.

Durante el primer día del Simposio se dio la presentación del sello Panamá Verde , el cual lo podrán utilizar las industrias que cumplen con los parámetros de P+L,  en las etiquetas de sus productos, para que los consumidores sepan que están adquiriendo manufactura que no está afectando el medio ambiente”.

Además se otorgaron los premios Palma de Oro a cuyas empresas cumplieron con todos los lineamientos que la producción más limpia requiere, siendo la Cervecería Nacional y a la Cervecería del Barú, a las que se distinguió con el galardon, por el desarrollo de los programas de “Cogeneración de Energía Térmica” en la primera de ellas y la “Optimización de agua en la planta de embotellado”, en la segunda.

El simposio conto con la participación de importantes figuras a nivel internacional, destacando al Ing. Oscar Ceville, enviado de las del departamento del medio ambiente de las Naciones Unidas, comentando que Panamá es uno de los países que está teniendo la iniciativa de emplear en sus empresas estas innovaciones en materia de producción más y que es un orgullo para la región, y exhortó a que todas las empresas del país se unan a esta causa, para con el bienestar de nuestros recursos naturales y medio ambiente.

Conferencias

Durante los ciclos de conferencias destacaron sus proyectos entidades y empresas ACP presentando los “Incentivos Ambientales de Producción más Limpia por parte del ANAM” desarrollada por la Licda. Lineth Arcia; el Dr. Emilio Messina de la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) exponiendo los principales estudios sobre el reto  del desarrollo sostenible y el caso de la Cuenca del Canal de Panamá.

Otras de las empresas destacadas estuvieron la Cervecería Nacional, presentando la propuesta de su nueva flota de vehículos  ambientalmente amigables para transportar sus productos, Minera Panamá la cual expuso los logros de sus programas de conservación de fuentes hídricas en las áreas aledañas al proyecto Cobre Panamá.

Actualmente en el país durante últimos 10 años, los  industriales han invertido más de 180 millones de dólares en materia ambiental, y se estima que dentro de las 185 empresas agremiadas en el SIP, que en los próximos 3 a 5 años se prevé que los industriales inviertan otros 65 millones de dólares en materia de medio ambiente.

Este tipo de eventos refuerzan el ahincó que tiene Panamá en materia de investigación, para cuidar y proteger el medio ambiente, mediante estas políticas de producciones más limpias.

Anuncios

ICRUP: Radiografía de un menor infractor

Por Joselyn Barsallo

Un infante con chancletas, pantaloncitos y camiseta, apuntando a su víctima con una pistola que parece ser más grande que su revejido cuerpo; gente desesperada que dan todo lo que tienen en sus carteras y bolsillos  por salvar su vida, y al final siempre un muerto que intenta persuadir a l niño. Este es uno de los cuadros dramáticos que a diarios se viven en las “zonas rojas”  de Panamá, donde infantes de ocho años ya son autores de robos y homicidios, que han remplazado los “Trompos” y “Canicas” por cuchillos y pistolas.

Ante el aumento de la inseguridad en un país que se vende al mundo como “plácido o seguro”, existen muchos grupos que a través de diversas actividades ponen su granito de arena para que los índices delictivos bajen, uno de ellos es el Instituto de Criminología de la Universidad de Panamá (ICRUP).

Esta institución además de Brindar formación académica de posgrado y de educación continúaparaestudiantes y egresados, realiza numerosas investigaciones que son plasmadas en sus libros o revistas, que la misma Universidad patrocina; y que sirven de asesora para instituciones como: El Órgano Judicial, Ministerio Público específicamente a la Dirección de Atención al Detenido en el Sistema Penitenciario, Primer Patronato Nacional para la Reinserción Social de él y la adolescente en conflicto con la ley, entre otros.

Y es precisamente en este punto de adolescentes en conflicto con la ley, que se ha concentrado muchas de los trabajos  realizados por el Lic. Manuel Campos,  Johana Sossa y la Investigadora y Socióloga Marcela Márquez;  que han plasmados en sus publicaciones, que aunque no tan actuales, se ajusta a la realidad de nuestros días, por ejemplo, los factores socio familiares y psicológicos que influyen en los rasgos de un joven  infractor, que señala el Lic. Campos en su libro “Factores de riesgo socio familiares asociados a la conducta delictiva en adolescentes en la ciudad de Panamá” publicado en 1999, o la criticaacre que hace la socióloga Márquez sobre como tratan los medios de comunicación estos caso de menores de edad, en su libro “Hacia una política criminal preventiva del menor infractor” que publicó en colaboración con el Lic. Fernando Murray en 1993.

Actualmente  el ICRUP, sigue trabajando arduamente por ofrecerinformacionesrelevante y novedosa en materia de criminología, no solo en el ámbito de jóvenes infractores, sino en todos los ámbitos que le competen a la misma, la ultima investigación que se estaba trabajando en este instituto es sobre el tema de  los homicidios a mujer y cómo el periódico “La Critica” tratan estos temas, que lo están realizando la Investigadora Márquez y el Periodista y Sociólogo  Milciades Ortiz, que saldrá a finales de  junio.

En efecto, el trabajo investigativo, no solo de este instituto sino de todas aquellas que aportan información al dinámico mundo del conocimiento, a  la sociedad, muchas veces sin un salario sino por la pasión y amor a sus trabajo y a su país; deberían ser tomadas mas en cuenta y dadas a conocer en nuestros medios de comunicación, reconociendo siempre la labor del científico o investigador.

“SISMOS QUE IMPACTAN”

Autora: TATIANA PARRA.  

Estudiante de Periodismo

Imagen

 

Hemos notado que últimamente en nuestro país se han suscitado una serie de temblores o sismos relativamente de gran magnitud siendo medidos en la escala de Richter, el instituto de geociencias de la Universidad de Panamá está haciendo grandes investigaciones relacionadas con los monitoreos sísmicos a nivel nacional o provincial.

Para disminuir el caos entre los ciudadanos las autoridades de protección civil y en parte el instituto de geociencias de la universidad de Panamá brindan asesoría acerca de que es lo que se debe y que no se debe hacer en caso de que se presente un sismo.

Alguna vez todo mundo ha experimentado un sismo ya sea de gran intensidad o de menos, todos los seres humanos tendemos a reaccionar  de distintas formas antes sucesos de la vida pero ningún hombre es capaz de predecir su reacción ante los desastres naturales que se nos puedan presentar en la vida.

Como buenos panameños hemos demostrado que a pesar de estar angustiados  de lo que pueda suceder con nuestras vidas y la de los seres a quienes queremos en caso de que se dé un sismo o cualquier otro desastre de la naturaleza, conservamos la calma y llevamos a cabo todas las recomendaciones  hechas por las autoridades correspondientes.

Es impresionante y es algo que muchas personas no saben que la universidad de Panamá cuenta con una red sísmica de once estaciones de banda ancha y varios acelerógrafos que monitorean la actividad sísmica a lo largo del país.

 

El Instituto de Geociencias de la Universidad de Panamá posee una gran responsabilidad con la sociedad. Nuestra confianza está depositada en estos profesionales de las ciencias que cada día ponen su empeño para conocer el comportamiento de la naturaleza, tan cambiante y tan asombrosa.

Hay que tener presente que Panamá al ser un país próximo al mar también cabe la posibilidad de tsunami, y aunque no es necesario alarmar es importante que se consideren estos eventos catastróficos.

Imagen

 

SISMOS: DESASTRES NATURALES

Aura Leguízamo

Estudiante de Periodismo

 

 

Imagen

Un sismo es un temblor o una sacudida de la tierra por causas internas y entre sus principales causas esta la deformación de las rocas a una falla activa, que liberan su energía potencial acumulada y producen grandes temblores y los procesos volcánicos.

El Istmo de Panamá está ubicado en una microplaca tectónica la cual se ha denominado el Bloque de Panamá. En base a la sismicidad y a determinaciones de mecanismos focales el país se ha subdividido en siete zonas sismo  tectónicas principales, cada una con sus estructuras y  características.                                                                                                                                                     Cada año quedan menos zonas del Istmo sin habitar y el número  de población en las ciudades aumenta rápidamente junto con el incremento  de  infraestructuras lo que ha hecho que la industria de la construcción se haya constituido en uno de los pilares más fuertes y dinámicos de su economía.

 Pero muchas de estas obras se han construido sobre laderas inestables, zonas de suelos blandos, manglares y pantanos, sin tomar las medidas suficientes que amenazan el impacto de un sismo sobre ellas.

 Esto tal vez se deba a que, a pesar que nuestro Istmo ha sido sacudido por sismos destructores en varias ocasiones, la actividad sísmica es relativamente más baja que en otros países vecinos de América Central y Sudamérica, concentrándose ésta principalmente en las regiones fronterizas con Colombia y Costa Rica, las cuales a excepción de Chiriquí en su mayor parte están prácticamente despobladas.
En Panamá, se da muy frecuente la actividad sísmica, especialmente en las provincias de Bocas del Toro y Chiriquí, causando así una gran alarma y tema de impacto tanto para los moradores de estas provincias, como para los del resto del país.

A pesar de lo dicho anteriormente, eventos recientes muy cercanos a nuestras fronteras cómo, el evento del Valle de la Estrella ocurrido el  22 de abril de 1991 en Costa Rica y el del Murindé del 18 de octubre de 1992, en Colombia, nos recuerdan que Panamá está ubicado dentro de una región sísmicamente activa, en donde existen estructuras capaces de generar sismos destructivos, de ocurrir cercanos a zonas con concentración de población e infraestructuras.

Por tal razón, nuestro país cuenta, con un Instituto llamado Geociencias ubicado en la Universidad de Panamá, el cual realiza la ardua labor de estudiar minuciosamente cada paso o movimiento de estos desastres de nuestra naturaleza. Sin embargo esta institución, también realiza trabajos como los son el estudio de los terremotos, tsunamis, etc.

Dicha labor o estudio es realizada por un equipo profesional que monitorea sismos a nivel nacional y emite alertas en tiempo real, a manos de una gama de sismólogos y expertos especializados en estos temas.

 

También El Sistema Nacional de Protección Civil (Sinaproc), ayuda al país en cuanto a los desastres naturales, ya que cuenta con una página web, en la cual le brinda al público algunas recomendaciones sobre cómo prepararse en caso de un sismo:
Antes:
– Prepare un plan familiar de emergencias, tenga a mano los números de emergencias.
– Tenga preparado un botiquín de primeros auxilios, linternas y radio con baterías.
Durante:
– Mantenga y transmita la calma.
– Si está dentro de un edificio, quédese dentro. Si está fuera, permanezca fuera.
– Dentro de un edificio o residencia busque estructuras fuertes (bajo una mesa).
– Proteja su cabeza.
– No utilice el ascensor y nunca huya precipitadamente hacia la salida.
– Fuera de un edificio aléjese de cables eléctricos, cornisas, ventanas de vidrio.

– No se acerque ni entre en edificios. Diríjase a lugares abiertos, no corra.
– Si va en auto, estaciónelo, permanezca dentro del mismo, retirado de puentes, árboles y tendidos eléctricos.
Después:
– Revise el estado de la infraestructura, del agua, del gas y electricidad. Hágalo visualmente. Ante cualquier anomalía llame a los técnicos o autoridades.
– Utilice botas o zapatos de suela gruesa para protegerse de objetos cortantes.
– Aléjese de las construcciones dañadas, vaya a áreas abiertas.
– Consuma agua embotellada.

Cabe destacar que los desastres naturales no avisan, llegan repentinamente  y pueden cambiar la vida de cualquier persona  en un segundo. Sin embargo, si se está preparado y se sabe cómo actuar, las posibilidades de salir bien librados de este tipo de eventos es mayor, sin contar con la tranquilidad de saber que se está haciendo algo al respecto.

Imagen